¿Cómo elegir un máster o un curso?

Existen miles de programas de postgrado y cursos con diferentes contenidos, duración, metodología y características. Elegir entre una oferta tan amplia no es fácil. Aquí te damos pistas de cómo elegir el curso que más te interesa.

Cómo centrar la búsqueda de un máster

Antes de decidirte por un programa en concreto es importante que te hagas algunas preguntas que pueden ayudarte a elegir mejor:

• ¿Qué tipo de programa quiero cursar? (generalista, especializado…)
• ¿Cuánto tiempo puedo dedicarle?
• ¿Qué requisitos de acceso se piden?
• ¿Qué materias contiene el programa?
• ¿Cuál es su duración y cómo se impartirá? (horarios, clases presenciales o a distancia, etc.)
• ¿Qué metodología se va a seguir?
• ¿Quién impartirá las clases?
• ¿Ofrecen becas u otras ayudas?
• ¿El programa incluye prácticas?
• ¿La titulación que concede está avalada por algún organismo o entidad nacional o internacional?

Elegir el programa adecuado

Dentro de la numerosa oferta de postgrado existente en nuestro país, se pueden encontrar programas con contenidos muy generalistas y otros que están especializados en una determinada materia.

Los programas generalistas se caracterizan por ofrecer una visión integrada y de conjunto sobre una materia más o menos amplia. Un buen ejemplo de este tipo de programas son los MBA.

Los cursos de especialización, sin embargo, sirven para profundizar en un campo de conocimiento específico, concreto y delimitado, lo que implica contar con una buena base teórica de conocimientos relacionados con la materia que se quiere estudiar.

En los últimos años los cursos especializados han ido aumentando su presencia en el sector formativo como respuesta a la gran demanda empresarial de profesionales con un alto nivel de cualificación.

También se suele diferenciar entre cursos para recién titulados y programas dirigidos principalmente a profesionales con experiencia laboral en un sector concreto.

Por lo general, los programas de postgrado dirigidos a recién titulados tienen como objetivo fundamental cubrir sus posibles carencias formativas en determinados temas o habilidades y dotarles de los conocimientos prácticos que necesitan para introducirse con más facilidad en la realidad empresarial. Mientras que los cursos dirigidos a profesionales tienen como misión actualizar y mejorar sus conocimientos sobre la labor que deben desempeñar en su puesto de trabajo o reciclar los que adquirieron hace tiempo, y ampliarlos para que puedan conseguir una mayor proyección en su carrera profesional.

Hay que tener en cuenta que, en algunas ocasiones, es imprescindible contar con cierta experiencia profesional para poder aprovechar al máximo la formación que ofrece un programa de postgrado, sobre todo en el caso de los MBA.

En otros casos, sin embargo, la formación de postgrado puede servir como elemento diferenciador para acceder a un primer empleo al terminar la carrera. Todo dependerá del contenido del curso que se elija y de los objetivos que se quieran alcanzar con él.

 

Fuente Avanza en tu carrera / http://goo.gl/1v4bd0